Los promotores de la Costa del Sol apuestan por el mercado ruso

El presidente de la federación andaluza, Ricardo Arranz, vaticina la construcción de nuevas viviendas en la zona

  Marbella 9 DIC 2012

Ricardo Arranz

El presidente de la Federación Andaluza de Urbanizadores y Turismo Residencial, Ricardo Arranz, ha señalado que la llegada de inversores rusos a la Costa del Sol incidirá de manera positiva en el sector inmobiliario, para el que augura nuevas promociones en la zona. Arranz considera que el mercado ruso está en auge, por lo que se debe fomentar la alianza con ese país para impulsar el sector inmobiliario en el denominado Triángulo de Oro —Marbella, Estepona y Benahavís—, lo cual puede ser “el inicio de diferentes negocios”.
 
La mayoría de las viviendas disponibles están en manos de los bancos, según Arranz, y la reserva existente no es “preocupante”, ya que los escándalos que han sacudido a la zona provocaron un “parón” en Marbella y en los municipios de su entorno, por lo que “no se ha construido de una forma desaforada”. En su opinión, cuando esta reserva de viviendas empiece a moverse, la tendencia será empezar a hacer “nuevos productos o nuevas promociones”.Para fomentar alianzas con este mercado emergente, el Villa Padierna Hotels & Resort, propiedad de Arranz,ha cedido de manera gratuita un suelo de su propiedad, de 700 metros cuadrados, para la construcción de una iglesia ortodoxa en Benahavís, que será la primera de estas características en la zona. Arranz ha dicho que con esta iniciativa pretende crear sinergias que desarrollen el mercado ruso en España y en el Triángulo de Oro.El destinatario de la donación ha sido la Russian House Imperial Foundation, que deberá obtener la autorización de la Patriarquía para desarrollar el proyecto, a la que deberá ceder la iglesia una vez que esté terminada. El templo contará con una inversión de entre 4 y 6 millones y se construirá en un terreno cuya calificación es de “uso comercial”. Arranz insistió en que la finalidad es “hacer alianzas” que les den “viabilidad para integrarnos” y acercarse a este mercado emergente como es el ruso —al que añadió el chino y el nórdico—, tanto a posibles negocios como a actividades culturales.

El sector público tampoco quiere quedarse atrás, y el Ayuntamiento de Marbella ha aprobado admitir a trámite la solicitud realizada por la Fundación Iniciativa Ortodoxa para la instalación de una iglesia ortodoxa rusa.

 

admin -

Leave a Reply

Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookVisit Us On Google PlusVisit Us On PinterestVisit Us On YoutubeVisit Us On Linkedin